¡Sígueme! =)

¿Te aviso cuando actualice?

lunes, 23 de febrero de 2015

Brazo de gitano de galletas, nutella y moka


¿Eres de kas limón o de kas naranja? Yo soy de té. No bebo café, ni me entusiasma el tiramisú, lo confieso. Pero esta tarta la hice para el 30 cumpleaños de mi amigo Peter y él es cafetero a muerte, así que me propuse hacerle la gracia. Y la verdad es que, está feo que yo lo diga, pero salió buenísima y nos gustó hasta a los que no somos de café, porque a la crema de moka le añadí canela y ralladura de limón y el aroma era delicioso. Además es muy pero que muy sencilla de preparar, sin horno, sin separar claras de yemas... Untar, remojar y montar ;)


  • 2 paquetes de galletas María (o cualquiera redonda), aprox. 400 g
  • Nutella/nocilla/crema de cacao para untar de marca la pava...
  • 1 vaso de leche
  • 1 chupito de ron
  • 250 ml de nata para montar
  • 2 cucharaditas de café soluble
  • 1 dedito de leche para disolver el café
  • 30-50 g de azúcar glas
  • 1 cucharadita de canela en polvo
  • 1 cucharadita de ralladura de piel de limón




La preparación:

1. Mezclamos el vaso de leche con el chupito de ron en un cuenco. 

2. Untamos con nutella el revés de una galleta, le pegamos una segunda y untamos su revés también. 



3. Ahora las sumergimos en la leche para que se hidraten, pero sin que se ablanden demasiado o no podrán sostenerse de pie.




4. Para empezar podemos poner sobre la bandeja un pegotito de nutella que ayude a que se sostengan las primeras galletas. Luego ya se apoyan unas en las otras.





5. Cuando tengamos montado el brazo, preparamos la cobertura de moka. Primero calentamos un poquito la leche y el café soluble en el microondas, removemos y probamos por si lo quisiéramos más fuerte. Mezclamos con la canela, la ralladura de limón y el azúcar glas.

6. Entonces montamos la nata y una vez lista, le incorporamos con cuidado y poco a poco la mezcla de café hasta que cambie toda a color moka.


7. Con una espátula y mucho cariño, cubrimos los brazos con la crema de moka. 

8. Finalmente espolvoreamos con un poco de canela en polvo y decoramos al gusto, en mi caso con unas florecillas comestibles.

El corte al servir debe ser oblicuo, no recto entre las galletas:




 ¡Buen provecho!

¡Sígueme en facebook! 
https://www.facebook.com/pages/Comer-rico-y-sano/17259703288727

Bergua*


domingo, 15 de febrero de 2015

Jamón irlandés asado a la naranja y mostaza de miel


Nuevo mes, nuevo país. Esta vez paramos en Irlanda en la ruta gastronómica de Cocinas del mundo. El guiso de jamón, patatas y verduras, sobre todo repollo, es un viejo clásico irlandés, pero en Navidad y otras ocasiones especiales, el clásico se viste de fiesta, como hoy. Lo especial de esta receta que os traigo es que, después de cocer el jamón, se asa y se glasea con una deliciosa salsa de zumo de naranja y mostaza de miel. Os hacéis a la idea de la maravilla de sabor que se consigue, ¿verdad? Para 4 personas:




Para el jamón:
  • 800 g de jamón irlandés normal o ahumado
  • 2 hojas de laurel
  • 6 clavos
  • Zumo de naranja (según el tamaño de las naranjas, entre 3 y 6)

Para el glaseado:
  • 40 g de azúcar moreno, preferiblemente azúcar mascabado o azúcar de caña integral
  • 2 naranjas, tanto el zumo como la ralladura de la piel
  • 2-3 cucharadas de mostaza con miel (en realidad serían 2 cucharadas de miel y 2 cucharadas de mostaza granulada, pero no me gusta ese tipo)

Para la guarnición de verduras:
  • 2 zanahorias
  • 2 cebollas pequeñas o 1 mediana
  • 2 patatas
  • 1/4 de cabeza de repollo
  • El agua de cocción del jamón



La preparación:


1. Ponemos agua a hervir en una olla y hervimos el jamón durante 5 minutos para deshacernos del exceso de sal. Veremos que se forma espuma blanquecina en la superficie. Pasados los 5 minutos, desechamos el agua.


2. Volvemos a colocar el jamón en la olla y añadimos el zumo recién exprimido hasta que cubra al menos 1/3 de la pieza de jamón. Añadimos agua fresca hasta cubrir el resto del jamón. Incorporamos las hojas de laurel, tapamos y dejamos que hierva a fuego lento durante 1 hora.


3. Pasada esa hora, reservamos el agua de cocción y hacemos cortes en forma de cruz en la superficie del jamón (el mío llevaba ya cortes hechos), le clavamos el clavo, valga la redundancia, y servimos el jamón y las hojas de laurel en un recipiente apto para horno. 


4. Preparamos la salsa para el glaseado mezclando el zumo de 2 naranjas, la ralladura de la piel, 2-3 cucharadas de mostaza a la miel y el azúcar moreno. Mezclamos bien.


5. Rociamos el jamón con la salsa y horneamos en el horno precalentado a 180º durante 20 minutos. Cada 5 minutos abriremos el horno y regaremos el jamón con la salsa y sus propios jugos.


6. Durante los 20 minutos que el jamón esté en el horno, herviremos la patata y las verduras en el agua y zumo de cocción de la carne, hasta que se puedan pinchar sin esfuerzo con un tenedor.



7. Finalmente sacamos el jamón del horno y vamos cortando rodajas finas para servir. La salsa del glaseado la recogemos en un cuenco y la llevamos a la mesa para que el que quiera se sirva.




8. Escurrimos las verduras, las servimos con la carne y a disfrutar de esta maravilla. 

¡Buen provecho!

¡Sígueme en facebook!

https://www.facebook.com/berguaricoysano




Bergua*



viernes, 6 de febrero de 2015

Ensalada de berro de agua, pera y viera empanada


El otro día me dijo un uruguayo que en España se come muy bien, pero que somos poco originales con las ensaladas. Y le tuve que dar la razón. Porque si bien existen bastantes tipos de ensaladas a lo largo de la Península, la que más se come a diario es la de tomate y lechuga. Pero ¿qué hace la gente como yo, a la que más bien no le gusta la ensalada de lechuga? Pues para eso está la imaginación =) 
Hoy os traigo una ensalada en la que el verde lo ponen el pepino y el berro de agua, una planta muy popular en Dinamarca. Añadimos aún más vitaminas y dulzor con el tomate y la pera, contrastamos el sabor con la cebolla y coronamos con una crujiente vieira empanada en panko, el pan rallado japonés, para añadir otra textura. Los toques caprichosos vienen de la mano de la salsa agridulce y del queso; hoy uso mozzarella fresca porque me apetece y quería que la vieira fuera la auténtica protegonista, pero Dinamarca es de hecho productora de su propio feta, así que esa sería otra buena opción. Como dato curioso, parte del queso feta que se consume en Grecia, se importa de hecho de Dinamarca. Para 2 personas como plato único:

  • 3/4-1 bandejita de berro de agua (karse en danés)
  • 2 peras
  • 125 g de mozzarella fresca (una bola)
  • 1/2 pepino de tipo holandés o 1 español 
  • 1/2 cebolla morada pequeña 
  • 6 tomates cherry
  • Aceite de oliva
  • Salsa agridulce (incluyo la receta al final por si quieres hacerla casera)
Para las vieiras:
  • 200 g de vieiras (unas 10)
  • 1 huevo
  • 2-3 puñados de panko. No te apures si no lo encuentras; aunque el efecto no sea el mismo, puedes hacerlo con pan rallado normal.
  • Sal y pimienta


La preparación:

1. Preparamos nuestras verduras. Lavamos el pepino y lo cortamos en láminas muy finitas con ayuda de una mandolina.

2. Pasamos la cebolla pelada también por la mandolina.


3. Cortamos los tallos de berro de agua muy cerca de la raíz. Esta planta es de sabor suave y agradable.

4. Pelamos la pera y la cortamos en daditos; cortamos la mozzarella también en daditos y los tomates cherry los cortamos en cuartos.


* La ensalada podemos presentarla de varias formas. Yo he servido una tapa en platitos individuales y el resto lo he servido en una fuente más grande para que el que quisiera se sirviera más. Emplatamos ya para que luego no se nos enfríen las vieiras.

5. Para el emplatado individual he servido un carpaccio de pepino en forma de flor. Sobre este he servido con cuidado el resto de ingredientes mezclados. He usado un spray para rociar con un poquitín de aceite de oliva.
6. Ahora nos quedan las vieiras. Las pasamos primero por el huevo batido con sal y después por el panko, que como decía, es lo que se usa en Japón para empanar. Es más grueso que el pan rallado y más blanquito.


7. Cuando tenemos todas las vieiras empanadas, las freímos en menos de 1/2 dedo de aceite caliente en la sartén. Aprovechamos para espolvorear con pimienta. Necesitan 2-3 minutos por cada lado, pero el dorado del panko nos lo indicará también.


8. Reposamos un momento las vieiras en papel absorbente para deshacernos del exceso de aceite y ya sólo nos queda servir las vieiras y la salsa. En el caso del emplatado individual, coronamos con una vieira y repartimos un hilo de salsa agridulce desde la vieira y hacia fuera en forma de espiral. En el caso de la fuente grande, servimos todos los ingredientes mezclados con un chorrito de aceite de oliva, sobre estos distribuimos las vieiras y, de la misma forma, servimos salsa agridulce en espiral sobre la ensalada. Decoramos con unos tallos más de berro de agua.


P.D. Si quieres hacer tu propia salsa agridulce, te digo cómo:
  • 75 ml de vinagre de manzana (o blanco)
  • 100 g de azúcar
  • 50 g de ketchup
  • 75 ml de agua (o la mitad de agua y la mitad de zumo de piña)
  • 1 cucharadita de maizena
La preparación:

1. Ponemos a calentar en una olla a fuego medio el vinagre, el ketchup y el azúcar. Cuando de un hervor, bajamos el fuego y dejamos que cueza a fuego lento durante 10 minutos.

2. Disolvemos la maizena en agua fría. Pasados los 10 minutos de cocción de la olla, añadimos la maizena en agua y dejamos que hierva durante 2 minutos. La dejamos enfriar y ya está lista =)


¡Buen provecho!

¡Sígueme en facebook! 
https://www.facebook.com/berguaricoysano


Bergua*




martes, 3 de febrero de 2015

Pastel de solomillo en hojaldre


Esta es una receta de las de casa, de las que me enseñó mi madre. Es el plato favorito de mi vikingo y es siempre un triunfo cuando tenemos invitados. Hace ya tiempo os enseñé una versión con pechuga de pollo, pero hoy os lo traigo con solomillo de cerdo, bacon y queso, que es como mi madre lo ha hecho toda la vida. Veréis que hoy, además he añadido albahaca, orégano y confitura (chutney) de mango. No es imprescindible, pero queda muy pero que muy rico. Podéis probar otras combinaciones como confitura de tomate, pera... Y me contáis qué tal ;) Para 2 pasteles (y si no, usad la mitad de cada ingrediente):

  • 2 placas de masa de hojaldre (unos 270 g por placa)
  • 2 solomillos de cerdo
  • 4-6 lonchas de bacon
  • Queso en lonchas o rallado
  • 1 huevo para pintar el hojaldre
  • Orégano y albahaca
  • Sal y pimienta
  • Ajo en polvo
  • Confitura de mango


La preparación:



1. Si un extremo del solomillo es más estrecho que el otro, corto e igualo en la medida de lo posible, para que no se quede una punta del pastel medio vacía. Precalentamos el horno a 200º.





 2. Extendemos la masa de hojaldre sobre papel de horno y sobre ésta colocamos el solomillo, pegado al borde, pero dejando 1-2 cm de masa libres.


3. Sobre el solomillo colocamos a lo largo el bacon y sobre éste extendemos la confitura de mango.


 4. Espolvoreamos con el queso o colocamos las lonchas sobre el bacon y añadimos las especias. 

5. Si queremos decorar el pastel, cortamos con cuchillo o con tijeras un par de tiras de masa y reservamos.


 6. Doblamos la masa sobre sí misma cubriendo el pastel. Sellamos los bordes con los dedos y decoramos con las tiras de masa que hemos reservado.

7. Batimos en huevo y pintamos los pasteles con él.


8. Finalmente se deja cocinar durante unos 20 minutos a 200º. Cada horno es un mundo, vigilad que no se queme la masa. Antes de devorarlo, lo dejamos reposar fuera del horno durante 5-8 minutos.

¡Buen provecho!

¡Sígueme en facebook! 
https://www.facebook.com/berguaricoysano


Bergua*



domingo, 1 de febrero de 2015

Nidos de sobrasada y miel con sésamo


Este es un aperitivo facilísimo de hacer, ideal para cuando tenemos invitados porque es sencillo pero está buenísimo y arrasa. Para preparar estos bocaditos de hojaldre no necesitamos más que 4 ingredientes y 15 minutos. Se comen fríos, pero si no os aguantáis, templados también están deliciosos. Para 24 nidos:

  • 24 volovanes pequeños
  • 100 g de sobrasada de calidad
  • 2 cucharadas de miel
  • 1 puñadito de semillas de sésamo

La preparación:

1. Mezclamos la sobrasada y la piel hasta que se mezclen en una pomada. Si usamos una miel densa (como la que se estila aquí en Dinamarca), podemos ablandarla dándole menos de 1 minuto en el microondas.




2. Rellenamos todos los volovanes y espolvoreamos con semillas de sésamo.









3. Horneamos en el horno precalentado a 160º durante unos 8-10 minutos. El hojaldre ya está hecho, así que el objetivo es que se caliente la sobrasada y que la grasita tinte las paredes de los volovanes. Cuando el hojaldre se vea naranjita, sacamos del horno. ¡Y ya esta!


¡Buen  provecho!


¡Sígueme en facebook!

https://www.facebook.com/berguaricoysano


Bergua*