¡Sígueme! =)

¿Te aviso cuando actualice?

miércoles, 9 de abril de 2014

Briouat de carne picada


Hasta ahora sólo había hecho briouats dulces, de mango y canela o de fresa y agua de azahar. Pero si hay un briouat por excelencia, es el de carne picada, y aquí os lo traigo rodeado de pepino y tomate, que ya era hora. Le he puesto también requesón y con 10 hojas brick, me han salido 20 triangulitos. Se los he tenido que quitar de delante al vikingo o no los hubiera probado nadie más ;)


  • 350 g de picadillo de ternera/cordero o ambos
  • 1 cebolla
  • 200 g de requesón (no lo suelen llevar, es cosa mía)
  • 3 dientes de ajo 
  • 1 cucharadita de jengibre 
  • 1/2 cucharadita de canela
  • 1/2 cucharadita de cúrcuma
  • 1/2 cucharadita de comino
  • 1/2 cucharadita de pimentón
  • 2 cucharadas de perejil picado
  • 2 cucharadas de cilantro picado
  • 1 puñadito de pasas (cosa mía también)
  • Harissa al gusto (salsa picante tunecina)
  • 1 paquete de hojas brick (10 hojas) -Preferiblemente hojas redondas.
  • 50-100 g de mantequilla fundida (Se puede sustituir por nata líquida)
  • Opcional: 2 huevos


La preparación:


1. Primero vamos a preparar el relleno. Lo podemos dejar hecho incluso el día anterior. Picamos muy finito la cebolla, el ajo y el jengibre (si lo usamos fresco). Los rehogamos con una cucharada de aceite de oliva.




2. Cuando la cebolla está tierna, añadimos el picadillo, vamos separando la carne y añadimos las especias, las pasas y la harissa. Mezclamos bien. 





3. Cuando esté prácticamente cocinada la carne, apartamos del fuego y dejamos que se enfríe para añadir el requesón o ricotta. Mezclamos bien de nuevo y dejamos enfriar antes de rellenar.



4. Justo antes de ir a rellenar, añadimos a la carne y el queso dos huevos. Mezclamos bien en crudo. Es un paso opcional, pero hace que queden más jugosos y compactos.




5. A continuación prepararemos la masa. Éste es el esquema de cómo vamos a plegar nuestros briuats. 







6. Derretimos la mantequilla en un recipiente y cortamos nuestros círculos de masa por la mitad exactamente. 

7. Una vez tenemos el corte hecho y la solapa doblada hacia dentro, usamos un pincel de cocina parra untar la primera tira con mantequilla. De esta manera quedan más manejables, se pegan al cerrarlos y también ganan en sabor. El resto de masa lo conservamos bajo un paño húmedo.

8. Entonces colocamos una porción del relleno en un extremo de la tira y vamos doblando la masa sobre sí misma, tal y como muestra el esquema. Podemos decorar con una hojita de cilantro o de perejil.

9. Finalmente pintamos con mantequilla o con huevo por fuera y colocamos en una bandeja engrasada con la abertura hacia abajo. Como el relleno ya está cocinado, sólo hay que dorar la masa; horneamos durante 15-20 minutos a 190º.


* Yo prefiero hacerlos al horno, pero también se pueden freír en abundante aceite. Los briouats se pueden además congelar ya cocinados, de modo que sólo haría falta descongelar y calentar en el horno. También se pueden congelar antes de freír.



¡Buen provecho!

Por cierto, otro truquito: Si nos sobran briouats, al cabo de unas horas ya no están crujientes como recién salidos del horno, pero tiene solución fácil. Justo antes de comérnoslos, los pasamos por una sartén, sin aceite ni nada, y veréis que van recobrando su textura crujiente, además, en un momento los tendremos calientes otra vez =)

¡Sígueme en facebook! 
https://www.facebook.com/pages/Comer-rico-y-sano/172597032887270

Bergua*



No hay comentarios:

Publicar un comentario